Información versus conocimiento

IMG_0055

Hay una frase muy usada por los dirigentes de la sociedad en cualquier área — y por los aspirantes al cargo— que dice: “información es poder”. Por ello algunos se atiborran de información, ignorando que algunos expertos de la modernidad ya afirman que, en el mundo actual, estamos inundados de información, pero privados de conocimiento. Porque parece que lo que realmente da poder es el conocimiento, elemento necesario para la toma de decisiones.

Estos aprendices de brujo, ávidos de poder, desconocen que hay tres términos que se usan casi de forma indistinta y que, sin embargo, tienen un significado radicalmente diferente: datos, información y conocimiento.

Los datos existen fuera del individuo, están situados en el mundo que nos circunda. Los datos son elementos primarios de información que por sí solos son irrelevantes como apoyo a la toma de decisiones. Los datos no dicen nada sobre el porqué de las cosas y no sirven para orientar las acciones. Están en la base de la pirámide del conocimiento, pero carecen de interés si no los ponemos en relación con algo.

El siguiente nivel es la información, que es un conjunto de datos procesados, organizados de forma tal que tengan algún significado para el que los conoce.  Es decir, deben tener una relevancia significativa para alguien, tienen que servir a un propósito o expresar un contexto.  Estos datos ya pueden ser útiles para quién debe tomar decisiones, ya que disminuyen su nivel de incertidumbre. En esta fase ya entra en juego el individuo. Es necesario que la persona tenga unos conocimientos previos para que los datos tengan sentido para él. La educación es la que permite que una persona dé significado a los datos y los convierta en información

 Pero el conocimiento es un paso más, que necesita de la unión de la información con la toma de decisiones. La información deviene conocimiento cuando permite la toma de decisiones que sin esa información seriamos incapaces de asumir. El conocimiento no existe fuera del individuo, es una situación mental que necesita de conocimientos previos y capacidad de toma de decisiones.

En el mundo actual los datos circulan a una velocidad de vértigo. Algunas personas son capaces de transformar esos datos en información. Pero quizás no son tantos los que con todo ello adquieren conocimiento.

3 comentarios en “Información versus conocimiento

  1. Juan David Tutosaus Gómez

    Efectivamente, son tres niveles diferentes, aunque no estoy tan seguro de que todo conocimiento pueda permitir tomar decisiones.
    La foto, magnífica.

    Me gusta

  2. Muy buena reflexión en su planteamiento y en sus conclusiones.
    Pero como el autor dice “ los datos” están en la base de la pirámide y por eso también valoró mucho los datos , siempre que estos sean ciertos, pues cuantos más datos tengamos, más sólida será la pirámide de nuestro conocimiento

    Me gusta

  3. Interesante la reflexión de mi bloguero favorito y muy aguda la distinción que establece entre datos, información y conocimiento. Es de agradecer que quien tiene conocimientos, los comparta con quienes son capaces de apreciarlo

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s